Golden milk o leche dorada con cúrcuma y especias

Reconozco que me chiflan las infusiones, de esta manera por lo general. Afirmaría que de cualquier clase, mas verdaderamente no me refiero a ese triste té de bolsa que te ponen en cualquier lugar y que está súper amargo o bien a esa manzanilla pansía y triste, sino más bien a infusiones llenas de aroma y sabor. Por norma general las preparo con agua y la mayor parte de las veces les agrego un poco de leche, mas en esta receta la protagonista es la leche y el resultado es fabuloso.

Esta receta de golden milk o bien leche dorada con cúrcuma y condimentas es ideal para quienes procuran tomar un vaso de leche, así sea calentito o bien frío (si bien personalmente me chifla caliente en días fríos), y que procuran un sabor singular. La verdad es que su curioso nombre se debe al color que toma la leche resultante merced a la cúrcuma en polvo, capaz de tintar todo cuanto toque a su paso (cuidado con esto!).

Lo mejor es que esta clase de recetas son plenamente flexibles y se amoldan al gusto de cada quien. Quítale alguna condimenta que no te guste, añádele otra, dobla la cantidad de tu preferida… no hay límite, si bien debes ir probando hasta dar con la combinación que más te guste. Yo no acostumbro a dulcificar ninguna infusión pues, si es con ingredientes de calidad y bien hecha, creo que no lo necesita; no obstante puedes dulcificarla a tu gusto, por servirnos de un ejemplo con miel o bien azúcar moreno.

Si te agradan las leches infusionadas seguro que te chifla nuestra receta de leche merengada, ideal para servir fresca. Y si lo que quieres es preparar tus leches o bien bebidas vegetales, te invito a iniciar con nuestra leche de almendras casera o bien con la exquisita horchata de chotea valenciana que tanto apetece como merienda en verano.

Lista de ingredientes necesarios para preparar golden milk o leche dorada con cúrcuma y especias (2 personas):

  • quinientos ml de leche. Puede ser de vaca o bien vegetal, a vuestro gusto.
  • dos clavos de fragancia.
  • dos semillas de cardamomo.
  • 1 rodaja pequeña de jengibre fresco.
  • 1/2 rama de canela.
  • dos granos de pimienta negra.
  • 1/2 cucharadita de postre de cúrcuma molida.
  • Para dulcificar puedes usar lo que prefieras: azúcar, miel, algún edulcorante…
  • Para decorar me agrada ponerle canela en polvo por encima.

Preparación, cómo hacer leche merengada casera:

Pon la leche en un cazo así como el resto de ingredientes salvo la cúrcuma: los clavos de fragancia, las semillas de cardamomo (cháfalas ya antes a fin de que se abran un tanto), el jengibre, la canela en rama y la pimienta negra.

Estas son las condimentas para preparar golden milk o bien leche dorada

Ponemos la leche a calentar

Pon el fuego a temperatura media.

Justo antes que comience a hervir, cuando ya esté humeando y se hayan creado ciertas burbujas, baja el fuego a una temperatura baja, incorpora la cúrcuma y deja que se caliente todo junto cinco minutos. Remueve un tanto con una cuchase para asistir a que la cúrcuma se disuelva.

Ya está ya lista la leche dorada o bien golden milk

Ya está ya lista, con lo que solo precisas colarla y servirla. Si te agrada un sabor más potenciado, ya antes de colarla déjala descansar tapada entre treinta minutos y una hora, y después vuelve a calentarla (salvo que desees servirla fría), cuélala y a gozarla.

Si te apetece dulcificarla, una vez colada es el instante de hacerlo. Y para servirla te invito a espolvorear canela en polvo por encima.

Tiempo: 15 minutos

Nivel de dificultad: fácil

Sirve, admira y degusta:

Se puede servir tanto fría como caliente, si bien personalmente me agrada más tomarla calentita y en los meses más fríos por el hecho de que resulta muy confortante. Puedes preparar bastante cantidad y guardarla en la nevera para irla tomando a lo largo de dos o bien tres días.

Goza de su intenso aroma y sabor merced a la mezcla de condimentas con la que está hecha, está de… ¡escándalo!

Golden milk o leche dorada con cúrcuma y especias

Más versiones de la receta de golden milk o leche dorada con cúrcuma y especias:

Su nombre viene definido por la cúrcuma puesto que le aporta ese color tan propio, mas verdaderamente se trata de una leche infusionada con condimentas y puedes hacer tus mezclas. A mi una que me agrada mucho es con canela, clavos de fragancia, unas hojas de té negro y un trozo de piel de naranja, ¡deliciosa!

Últimos consejos:

El genuino secreto de esta receta está en las condimentas que se usan, conque intenta que sean de calidad y que no lleven años en tu despensa (si, a tod@s nos pasa). No ocurre nada malo mas pierden potencia de sabor, conque si vas a usar alguna que está ya flojita puedes incorporar más cantidad de la que pongo en la receta para procurar compensar.

MÁS RECETAS DE BEBIDAS DELICIOSAS:

¿Te ha gustado la receta? ¡Compártela!

Deja un comentario

shares