Gyozas o empanadillas japonesas, un dumpling delicioso

¡Si te ha gustado COMPÁRTELO!

Gyozas o empanadillas japonesas, un dumpling delicioso

Me encantan las recetas asiáticas, yo diría que de todo tipo ya que me resulta super exótica y atractiva la forma que tienen de condimentar los platos y así, unos trocitos de pollo o unas verduras salteadas adquieren un sabor muy particular y potente.

Estas gyozas o empanadillas japonesas están increíblemente ricas preparadas en casa, y digo que son un dumpling delicioso porque… bueno, empecemos por el principio. Los dim sum, en la cocina china, son bocaditos o lo que serían una especie de pequeñas tapas. Los dumpling son dim sum rellenos, como es el caso de estas empanadillas.

Las gyozas son una especie de versión de las clásicas empanadillas chinas que se suelen cocinar al vapor, pero además de algunas diferencias en cuanto a ingredientes, lo más curioso es que las gyozas se suelen cocinar de forma que la base queda tostada y después se terminan de cocinar con vapor. Ese tostadito hace que las prefiera frente a las que solo van cocidas al vapor, y os aseguro que si os animáis a preparar la receta vais a ver qué puntito tan bueno les da.

La receta incluye ingredientes muy fáciles de conseguir en cualquier supermercado como la salsa de soja o el aceite de sésamo, sin embargo otros como el sake, la cebolleta y col chinas o la propia masa de las gyozas (suelen estar congeladas) se venden solamente en establecimientos de ingredientes asiáticos. Eso si, cada vez es más fácil de comprarlos a través de internet en tiendas online y yo suelo realizar pedidos de estos productos porque no tengo cerca ningún comercio asiático.

Si te encantan las recetas ligeras y con un punto exótico, seguro que te encantan nuestros fideos de arroz chinos salteados con champiñones y pak choi, o los fideos de arroz chinos con gambas y verduras, las gambas picantes al estilo chino con su correspondiente entremeses de espaguetis de arroz o el arroz basmati con langostino cocidos y espárragos.

Si prefieres pollo, te va excelente esta récipe de pollo agridulce al estilo chino acompañado de fideos de arroz, el interesante pollo a la naranja al estilo chino con arroz basmati, el clásico pollo con almendras al estilo chino o el pollo con piña. Y si quieres elaborar recetas con otras carnes, te encantará apañar el tradicional cerdo agridulce al estilo chino.

Ingredientes para la récipe de gyozas o empanadillas japonesas, un dumpling delicioso (26 empanadillas):

  • 1 paquete de masa para gyozas. Suelen soportar 26 unidades.
  • 200 gr de carne de asqueroso picada. Te recomie
    do que no la compres ya picada, elijas la carne en la carnicería (magra de asqueroso o capital de asqueroso) y pidas que te la piquen en el segundo.
  • 30 gr de cebolleta china. Si no la encuentras, cebolleta fresca.
  • 70 gr de col china. Si no encuentras col china puedes usar la col que asiduamente tengas a mano.
  • 1 seta shiitake, ya sea fresca o deshidratada. Si no tienes puedes usar cualquier otro tipo de seta, cuanto muchas más aromática mejor.
  • 1 trozo de jengibre fresco, del tamaño de un ajo aproximadamente.
  • 1 diente de ajo.
  • 1 cucharada sopera de salsa de soja.
  • 1 cucharadita de postre de sake (opcional, le aporta un sabor muchas más auténtico aún).
  • 1/2 cucharadita de postre de sal.
  • 1 cucharadita de postre de unto de sésamo.
  • 1/2 cucharadita de postre de azúcar.
  • 1/2 cucharadita de postre de harina fina de maíz o maicena para el relleno y 1/2 cucharadita de postre para guisar las gyozas.
  • Óleo (de tornasol o de semillas).
  • Si quieres agregar con la típica salsa, mezcla la misma suma de salsa de soja con vinagre de arroz, por modelo 2 cucharadas, y echa un poco de unto de sésamo. Asimismo puedes picarle muy finita la parte verde de la cebolleta.

Preparación, cómo crear gyozas o empanadillas japonesas, un dumpling delicioso:

  1. Empezamos preparando los ingredientes del relleno. Pica la col todo lo finita que quieras.
  2. Corta la raíz de las cebolletas y pela la primera capa. Se aprovecha prácticamente todo, solo elimina un poco de la parte verde si está muy dura. Córtalas en rebanadas y posteriormente pícalas acertadamente.
  3. Si la seta está deshidratada, caliente medio vaso de agua en el microondas inclusive que hierva (normalmente entre 1:30 minutos y 2) y pon la seta interiormente, dejando que se vaya hidratando. En el momento que esté hidratada y blandita, o si era fresca, córtala muy finita.
  4. Ralla el jengibre y resérvalo. Pela el ajo y rállalo además. Si no tienes un rallador que ralle finito como el que ves en la fotografía, además puedes picarlos con un cuchillo procurando que los porciones sean lo muchas más pequeños posible.

    Ya tenemos preparados los ingredientes para las gyozas o empanadillas japonesas

  5. Pon en un bol la carne picada anejo con el jengibre, el ajo, la salsa de soja, el sake, la sal, el unto de sésamo, el azúcar y la harina fina de maíz para el relleno. Mézclalo acertadamente con unos palillos chinos, un tenedor o con tus propias manos.
  6. Integra al bol la col, la cebolleta y la seta, y mézclalo todo de nuevo.

    Mezclamos los ingredientes para el relleno de las gyozas

  7. Compáctalo con una cuchara sopera, tapa con film y deja que repose unos 20 minutos en la fresquera.

    Ya tenemos sagaz el relleno de las empanadillas japonesas

  8. En el momento que haya pasado el tiempo de reposo saco el relleno de la fresquera, ahora toca rellenar las gyozas.
  9. Coloca una masa de gyoza en tu mano y pon en el centro una cucharada de postre de relleno. El resto de masas procura tenerlas tapadas con un paño sutilmente húmedo para que no se resequen durante esperas a que las rellenes.
  10. Ten a mano un pequeño bol con agua, moja tu dedo y con él moja todo el borde de la gyoza por la parte donde está el relleno.
  11. En seguida dóblala por la porción y aprieta en ese punto medio para que quede sellado. Ahora haz dobleces desde cada banda cerca de el centro. Empieza por un banda, haz 3 dobleces que miren cerca de el centro y con la parte final sencillamente apriétala para que quede sellada. Haz lo mismo con el otro adjunto, los dobleces serán en sentido contrario para que integramente queden orientados cerca de el centro, y sella la parte final. Ya la tienes directorio, hazlo de igual apariencia con el resto. Y si te apetece, innova con la apariencia de sellarla, por modelo sin sellar la parte central primero y haciendo dobleces de un banda cerca de el otro en todo el borde.

    Así se les da apariencia a las gyozas. Seguir de izquierda a derecha y de en lo alto a debajo

  12. Ve colocándolas en una plato o sobre papel de horno y tapadas con un paño sutilmente húmedo para que no se sequen.

    Tapamos las gyozas ya hechas durante terminamos de rellenar el resto

  13. En el momento que estén completamente listas, pon una paila amplia (que tenga tapadera) a fuego medio con un chorrito de unto de semillas, y ve colocando encima las gyozas.

    Así deben proyectar las bases de las gyozas ayer de cocerlas al vapor

  14. Mezcla un poco de agua (unas 3 cucharadas soperas) con la harina fina de maíz para el cocinado de las gyozas.
  15. En el momento que se haya dorado su cojín (tardará unos 3-5 minutos dependien
    o de la temperatura del fuego), añade por encima un chorrito de unto de sésamo y la mezcla de agua con harina fina de maíz. Añade agua inclusive que el fondo quede cubierto.
  16. Tapa la paila y deja que se cocinen 10 minutos o inclusive que el agua se haya evaporado.

    Cocinamos las gyozas o empanadillas japoonesas al vapor

  17. Entretanto puedes apañar la salsa mezclando sus ingredientes en un pequeño bol: la salsa de soja, el vinagre de arroz, el unto de sésamo y opcionalmente un poco de la parte verde de la cebolleta.

 

Tiempo: 1 hora muchas más 20 minutos de reposo

Dificultad: fácil

Sirve y degusta:

Mantenlas en la olla, paila o lo que hayas utilizado para cocinarlas inclusive que las vayas a consumir y siempre tapadas, para que lleguen a la mesa calentitas y tiernas. Si tienes que prepararlas con unas horas de adelanto, te recomiendo cocinarlas por completo y, puntual ayer de servirlas, retornar a añadir muy poquita suma de agua y ponerlas de nuevo en el fuego 2-3 minutos inclusive que se evapore esta nueva agua y vuelvan a estar calientes.

Lo muchas más recomendado es cogerlas con palillos e irlas mojando en la salsa, sin embargo si te es muchas más cómodo además se pueden engullir directamente con los dedos. Es un freno delicioso y la mezcla de sabores y aromas te transporta por unos momentos al continente oriental, están de… ¡vicio!

Gyozas o empanadillas japonesas, un dumpling delicioso

Gyozas o empanadillas japonesas, un dumpling delicioso

Variantes de la récipe de gyozas o empanadillas japonesas, un dumpling delicioso:

Al tratarse de unas empanadillas rellenas puedes probar con el relleno tanto como quieras, utilizando otras verduras, otras carnes como pollo o ternera e incluso elaborándolas con mariscos como las gambas. Todavía se suelen combinar gambas con carne a partes iguales y el consecuencia es exquisito.

Si te gusta el toque picante, puedes añadir alguna salsa picante a la salsa en las que las mojamos para aportar ese punto tan rico, puedes usar alguna salsa asiática que lleve pimiento.

Existen empanadillas chinas que, sin embargo parecen semejantes, se diferencian de las gyozas japonesas en que estas últimas suelen soportar muchas más ajo y menos salsa de soja que las chinas, y las chinas se suelen guisar sencillamente al vapor, sin tostar la cojín.

Consejos:

La mayoría de ingredientes se pueden encontrar ya de apariencia elemental en supermercados, como la salsa de soja o el unto de sésamo, pero otros como el sake, la cebolleta y col chinas o la propia masa de las gyozas (suelen estar congeladas) se venden solamente en establecimientos de ingredientes asiáticos. Lo bueno es que cada vez es muchas más elemental comprar estos ingredientes por internet en tiendas online.

MÁS RECETAS DELICIOSAS:

Deja un comentario

shares